Cuando la amistad prevalece en la guerra: los “pals battalions”

¿Servirías como voluntario en la Primera guerra si te aseguran que vas a estar siempre con tus amigos más cercanos? ¿Tiene la amistad algún efecto en la moral de los soldados?

Los denominados como “pals battalions” fueron batallones del ejército británico en la Primera Guerra Mundial que estaban compuestos por amigos y vecinos con la promesa de que nunca serían separados. Es decir, un soldado en vez de alistarse de forma voluntaria y de que le asignaran un batallón de forma aleatoria con otros soldados a los que desconocía completamente le prometían que siempre estaría con sus amigos.

El más célebre fue el 17º Batallón del Regimiento de Middlesex, compuesto de forma íntegra por futbolistas profesionales de la época. Esta unidad constaba de 600 soldados de equipos históricos como Manchester United, Manchester City, Chelsea y Norwich City. Además, como curiosidad, este batallón incluyó al primer primer oficial de infantería negro de la historia de Reino Unido, Walter Tull.

La más evidente ventaja que sugiere esta idea es un considerable aumento en la moral de los soldados; todos ellos prefieren luchar con amigos suyos y morir con ellos antes que hacerlo por desconocidos. Lógicamente, este sentimiento de unidad previo a la lucha mantiene al ejército en un mayor estado anímico, y cómo es bien sabido por todos, cualquier ventaja en el campo de batalla puede ser crucial para ganar en él.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que muchos de estos batallones fueron masacrados en eventos como la Batalla del Somme, y al estar compuestos estos batallones por vecinos, se dieron casos de una falta de población masculina en ciertos pueblos de Inglaterra. Varias ciudades de las cuales se alistaron un gran número de hombres a estos “pals battalions” se enfrentaron a un serio problema demográfico y a una pérdida colosal de población joven.

Además, hay que recordar que la mayoría de los integrantes de estos batallones no tenían experiencia militar previa, puesto que en Reino Unido no era obligatorio el servicio militar hasta el 1916. Por lo que se puede acusar a los elevados números de bajas a la inexperiencia de los combatientes.

En definitiva, los “pals battalions” fueron una muestra de cómo la amistad prevalece en la guerra, y sobre cómo lo que a priori puede parecer una buena idea, un intento de subir la moral al país; puede convertirse en un arma de doble filo, y ocasionar problemas demográficos y sociales.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: